ATENCIÓN: Este blog se encuentra cerrado desde abril de 2012, y el contenido está desactualizado. Para recibir los artículos actualizados, visita la nueva dirección en www.minuevadieta.com, o apúntate a continuación para enviártelos directamente a tu correo electrónico:



noviembre 05, 2011

¿Te faltan vitaminas?

A propósito de mi post de anteayer sobre los riesgos que implica el tomar suplementos multivitamínicos y minerales, hoy quiero comentar sobre un artículo que leí en Eroski Consumer y que me pareció de lo más oportuno.

No tienes que llegar a verte como el Tío Lucas...
Se trata de cómo identificar si tenemos deficiencia de alguna vitamina.

Aunque ya sepamos que es mejor consumir una dieta variada para obtener todos los minerales, vitaminas y antioxidantes que necesitamos, no cae mal tener algunas pistas que nos indiquen si tenemos que aumentar el consumo de uno u otro de estos micronutrientes.

Aquí van entonces los tips a verificar:

Piel


Una piel seca y escamosa no sólo denota poca hidratación. Las vitaminas A, C y K nutren la piel, por lo que su carencia se refleja en esta parte externa del cuerpo. Aunque la falta de vitamina K no es nada frecuente, la equimosis o hematomas que aparecen debajo de la piel o las pequeñas manchas rojas (petequias) pueden ser signo de tal deficiencia. El brillo y la elasticidad de la piel lo proporcionan los ácidos grasos esenciales que, a su vez y junto con las vitaminas, pueden ser los que falten para ayudar a tratar o a mejorar los eccemas, la psoriasis y el acné.

Las hortalizas y frutas de color naranja, como zanahorias, calabaza o auyama, boniatos o patats dulces y cítricos (naranjas, mandarinas, pomelo), proveen las dos vitaminas más necesarias, la A y la C. Además, se puede usar aceite de oliva virgen extra para aderezar y añadir frutos secos a los platos o tomar un puñado como parte de la merienda. Esto es una contribución adecuada en grasas buenas para el organismo.

Cabello y uñas


La fragilidad puede deberse a falta de energía y proteínas, bien porque se sigue una dieta insuficiente para las necesidades individuales o porque se tiene una enfermedad inflamatoria intestinal que afecta a la absorción y aprovechamiento de los nutrientes.

A su vez, un aporte insuficiente y mantenido de calcio, cinc, yodo, hierro, vitamina A y C, y algunas vitaminas del grupo B se traduce en cabello y uñas frágiles, quebradizas y sin brillo. Si además las uñas se aprecian delgadas y pierden su forma convexa o se ven planas, significa que falta hierro. Apostar por la alimentación como primera elección para tratar el problema es una elección sabia y segura.

Puede ser necesario corregir la falta de proteína animal de calidad y alternar en la dieta la presencia de pollo, pescados y huevo, al menos, una vez al día. Los alimentos ricos en vitamina C sirven a la recuperación del aspecto de cabellos y uñas por la propia función de la vitamina y porque ayudan a una mayor absorción del hierro.

Mucosas


Las vitaminas del grupo B hacen la mayor labor en la correcta nutrición y buen estado de las mucosas, tanto de las que se ven (boca, labios y lengua) como de las que no (mucosa del esófago, estómago e intestinos). Las lesiones en la boca, las grietas o la inflamación de los labios son características que hacen sospechar de un déficit de riboflavina o vitamina B2.

El complejo B está disperso por variedad de alimentos, si bien los frutos secos, los cereales integrales y las legumbres son los tres alimentos que no pueden faltar en la dieta para obtener el mayor rendimiento vitamínico de la naturaleza.


Bien, éstas son las recomendaciones que nos dan desde Eroski Consumer. Hay que recordar que cuando se habla de "cereales integrales" no nos referimos nunca a los cereales del desayuno (tipo Special K o Fitness de Nestlé), ni tampoco a pan o pasta integrales, sino a los granos enteros de cereal.

A mí no me van a faltar ninguna de estas vitaminas porque ahora me he ideado una forma de comer de lo más práctica que encaja perfectamente en mi nuevo ritmo de vida y que incluye todos los alimentos mencionados. La he probado esta semana (por eso no había escrito sobre eso aún) y ha resultado de las mil maravillas :)

En los próximos posts contaré de qué se tratan mis estrategias para sincronizar mis metas de fitness con mi vida ocupada. Ya di las pistas en el post sobre motivación y planificación, lo que viene será develar cuáles herramientas y estrategias estoy utilizando.

Mientras tanto, comparte este post usando los lindos y sencillos botoncitos que están a continuación, y haz que más gente se entere de cómo consumir todas las vitaminas necesarias para estar saludable.

ATENCIÓN: Este blog se encuentra cerrado desde abril de 2012, y el contenido está desactualizado. Para recibir los artículos actualizados, visita la nueva dirección en www.minuevadieta.com, o apúntate a continuación para enviártelos directamente a tu correo electrónico: