ATENCIÓN: Este blog se encuentra cerrado desde abril de 2012, y el contenido está desactualizado. Para recibir los artículos actualizados, visita la nueva dirección en www.minuevadieta.com, o apúntate a continuación para enviártelos directamente a tu correo electrónico:



mayo 04, 2012

Sé Más Feliz en 11 Pasos

Como viene el fin de semana hoy quise dedicar el post a un tema más ligero pero igualmente importante para la salud: Cómo ser más feliz. Lo he basado en un artículo de RealAge que leí hace un tiempo, en el que sugieren 11 pasos para lograrlo.

Aprovecha que viene el fin de semana y asegúrate de seguir al menos algunos, hasta que eventualmente puedas seguirlos todos ;) (mi preferido es el número 6).


1. Cree en ti


Encontrar la felicidad verdadera requiere que te mires muy dentro. El objetivo es identificar cualquier creencia fuera de lugar que puedas tener sobre tu valor propio, y ajustarla. Cuando te sientes bien contigo mismo y te abres a los demás, la amistad florece naturalmente. Tan sólo el hecho de reconocer y aceptar que tenemos dudas secretas acerca de nuestro valor puede ayudar a desarrollar suficiente humor y compasión hacia nosotros mismos, y hacia otros que, tal vez, por dentro, son iguales: a veces tímidos e inseguros.

2. Pásatela con amigos felices


El hecho de tener alguien en tu círculo social que sea alegre aumentará en 15% tus oportunidades de ser feliz. Parece que la gente feliz tiene el poder de repartir sus vibraciones positivas al igual que una onda se expande en el agua. No sólo son importantes los amigos inmediatos, sino también los amigos de los amigos. Así que haz planes para salir a comer o a caminar con una de esas amistades buena onda. Puede tener enormes beneficios para tu salud mental.

Si no lo has hecho, aprovecha para unirte a la comunidad de Mi Nueva Dieta en Facebook, en donde podrás hacer muchas amistades con las que compartirás algo en común: el deseo y la intención de tener un cuerpo delgado y saludable.

3. Haz tiempo para jugar


Intercambia tu lista interminable de cosas por hacer por un poco de tiempo de juego espontáneo. Trae muchos beneficios para tu salud, tu humor, tu mente, tu trabajo e incluso tus relaciones. Cuando te sientes libre de hacer lo que quieras, feliz y completamente abstraído, es como si te tomaras unas "mini-vacaciones" de las fechas de entrega, las cuentas, y tu agenda súper ocupada. Cualquier cosa vale: desde disfrutar un momento tonto con tu pareja hasta organizar una reunión de un momento al otro, o incluso prepararte un plato nuevo en la cocina.

4. Deshazte de la negitividad


¿Te ocurre frecuentemente que tu voz interna te dice "¿Cómo pudiste olvidarte de eso?"? A veces el ruido dentro de nuestras propias cabezas es el mayor agente estresante. Cuando los pensamientos negativos se cuelan, imagínate un signo de STOP en tu cabeza, y dite a ti mismo: "¡Para!" Para voltear las cosas, transforma esos pensamientos negativos en afirmaciones positivas. Por ejemplo, cuando te sientas agotado después de un entrenamiento, piensa: "Soy fuerte", o cuando empieces a trabajar en una tarea difícil, piensa: "Puedo lograr lo que sea". Poténciate a ti mismo para pensar positivamente.

5. Conecta con los demás


Haz todo lo posible por hablar -- pero de verdad -- con las personas que son importantes para ti. Si están lejos, manténte en contacto por correo electrónico, llamadas telefónicas, video chats, y, cuando puedas, hazles una visita cara a cara. Todos se beneficiarán de reforzar esa conexión. También aprovecha, cuando puedas, el contacto físico. Los abrazos estimulan la oxitocina, una hormona que te hace sentir bien. También lo hace el tener relaciones sexuales en el seno de una relación estable (las parejas que lo hacen frecuentemente reportan un mayor nivel de felicidad). Además, conectar con los demás te puede mantener más saludable pues se trata de un mecanismo para lidiar con el estrés.

6. Lleva un diario de gratitud


El simple hecho de escribir aquello por lo que estás agradecido te hace más saludable, más feliz, y más optimista. El sentirse agradecido viene, en parte, de contar tus bendiciones cada día. Si no sabes bien qué escribir en el diario, empieza preguntándote: "¿Por cuáles tres cosas puedo dar las gracias?" Puedes encontrar que el llevar un diario te da una mejor visión de tu día, más feliz, porque vas a recordar momentos felices para incluir en tu diario cada noche.

A mí me encanta hacer esto, y es uno de las estrategias más útiles que conozco para ponerte en la actitud correcta que te permitirá lograr lo que te propones.

7. Ayuda a alguien


Servir de voluntario en una escuela cercana o en una residencia de retiros, ir a la farmacia a comprar algún medicamento de emergencia para algún amigo, o darle apoyo emocional a un ser amado pueden aumentar muchísimo tu nivel de felicidad. ¿Cómo? Dar y conectar con los demás inspira gratitud por lo que la vida te ha dado, y puede ayudarte a definir tu propósito en la vida. El secreto para ser feliz puede estar en darse cuenta de que la felicidad verdadera no está en andar eufórico todo el tiempo, sino en frenar un poco, lo suficiente para compartir tus dones naturales con los demás.

8. Disfruta los exteriores


Pasar tiempo con la Madre Naturaleza te hace sentir alerta, entusiasta, energético, y simplemente feliz. ¿Es el aire fresco,  el resplandor del sol, o el verde? Nadie lo sabe. Pero hay algo acerca de estar al aire libre que ayuda a la gente a obtener incluso mayores beneficios de sus entrenamientos y también es más probable que mantengan una actividad física en exteriores, como caminar, montar bici, hacer kayak, o simplemente una clase de baile o aerobics en un parque.

9. Enciende la música


Si te quieres sentir feliz, menos estresado y más enérgico, enciende tu equipo de música. Ya sea que te guste Bach, Lady Gaga o The Beatles, la música que te hace sentir bien aumenta tu frecuencia cardiaca y respiratoria, y hace que tu cerebro libere dopamina, el neurotransmisor de la felicidad y el bienestar. Además, no importa si te gusta escuchar tu música favorita en solitario o con tus amigos, te dará el empujón que necesitas.

Recuerda que ya una vez comenté sobre el poder que tiene la música para hacer más efectivo tu entrenamiento. También no olvides chequear mi música para hacer ejercicio (mis canciones favoritas, puedes contarme cuáles son las tuyas).

10. Medita u Ora


Para algunos, ser espiritual significa ir a la iglesia o al templo. Para otros, significa encontrar un lugar tranquilo para pensar y reflexionar sobre la vida. Independientemente de lo que hagas o cómo lo llames, la meditación y la oración pueden ayudar a disminuir la frecuencia cardiaca y la tensión arterial. Además, cuando oras o meditas, estás más propenso a llenarte de paz, alegría y otras emociones positivas que también pueden llevar a respuestas fisiológicas positivas en todo tu cuerpo.

11. Sé realista


Ser feliz implica enfrentar el hecho de que la vida a veces es una porquería, y que sin duda habrán momentos en los que no te sentirás feliz para nada. Esto no significa que tengas que bajar tus expectativas. En lugar de eso, alínealas con la realidad y transfórmalas en expectativas para enfrentar esos retos. Algunos momentos difíciles por aquí y por allá te forzarán a trabajar en los problemas que enfrentes y a pensar en qué cosas te hacen feliz, de modo que puedas proponerte nuevos caminos que tal vez cambiarán tu vida.

¿Eres feliz?


Por muy difícil y dura que pueda parecernos nuestra vida, todos tenemos razones para ser felices.

Nada más el hecho de que estés leyendo esto significa que tu vista funciona bien, que tienes lucidez, que sabes leer, que tienes acceso a Internet, que  encontraste el blog de Mi Nueva Dieta y ahora tienes a la mano la clave para lograr el cuerpo delgado y en forma que quieres ;)

Ser feliz es una decisión. ¿Tú qué has decidido hoy? Yo decidí ser feliz :D ==> Publica esto en Twitter, haz click aquí.

ATENCIÓN: Este blog se encuentra cerrado desde abril de 2012, y el contenido está desactualizado. Para recibir los artículos actualizados, visita la nueva dirección en www.minuevadieta.com, o apúntate a continuación para enviártelos directamente a tu correo electrónico: