ATENCIÓN: Este blog se encuentra cerrado desde abril de 2012, y el contenido está desactualizado. Para recibir los artículos actualizados, visita la nueva dirección en www.minuevadieta.com, o apúntate a continuación para enviártelos directamente a tu correo electrónico:



junio 08, 2012

4 Trucos para No Engordar al Salirse de la Dieta

¡Al fin llegó el viernes!

La semana termina y nos viene un merecido fin de semana.

Se vale descansar, quedarse en casa haciendo nada, salir de paseo, hacer algo divertido, y comer algo fuera de la dieta.

Sí, tal cual: se vale comer algo fuera de la dieta.

Es bueno permitirse unas libertades de vez en cuando (la privación total sólo lleva al fracaso). Pero eso no significa que vas a hacer desastres. Hay una manera de hacer las cosas bien.

Y en el caso de las comidas pecaminosas, no hay una sino varias maneras (o "trucos") de que no alteren negativamente nuestras metas de adelgazamiento.

Hoy te cuento tres de ellos - todos probados científicamente (así como me gusta ;). Espero que los uses para comerte algo riquísimo (y engordante) este fin de semana ;)

Truco No. 1: Toma esto en la mañana


El primer truco nos viene directo del best seller "The 4 Hour Body" (o "El Cuerpo perfecto en 4 Horas") de Tim Ferris (que puedes adquirir en amazon.es), y se trata de tomarse una bebida especial en la mañana del día en que vayas a cometer el crimen (en ayunas).

Se trata de zumo de toronja/pomelo (por supuesto puro, sin azúcar).

Tim observó que cuando toma zumo de toronja en la mañana de un día fuera de dieta, sus niveles de azúcar en la sangre se mantienen muchos más estables que si no lo toma.

Y niveles de azucar más estables significa menos picos de insulina.

Y menos picos de insulina significa menos almacenamiento de grasa, y menos posibilidad de sufrir de antojos más adelante.

Truco No. 2: Come esto una hora antes de la comida


El segundo truco es de mi profe favorito: John Berardi, el científico y súper experto mundial en nutrición que está a la cabeza de Precision Nutrition, la compañía número de uno de acreditación en nutrición donde, casualmente, yo obtuve mi certificado - sólo por si no lo sabías ;).

En un artículo de Bodybuilding.com, JB (como le decimos sus panas) explica que el comer un alimento rico en fibra una hora u hora y media antes de una comida fuera de dieta ayuda a regular los niveles de azúcar en la sangre, pues la fibra retarda la absorción de los nutrientes evitando que se vierta demasiada azúcar en la sangre en un corto tiempo.

Al igual que en el caso de la toronja, el objetivo aquí es controlar los niveles de insulina para evitar entrar en un estado profundo de almacenamiento de grasas.

Se vale en este caso comerse una fruta, o unas dos cucharadas de linaza molida (si la comes entera posiblemente la "expulsarás" entera) en agua u otra bebida.

Truco No. 3: Toma esto durante la comida


Éste lo encontré en un artículo de RealAge.com en el que reseñan un estudio sobre el efecto negativo producido por una comida muy abundante, y cómo se ve afectado por el tipo de bebida.

Cuando comemos en exceso, usualmente estaremos comiendo azúcares y grasas en exceso (incluyendo grasas trans venenosas), lo que produce una respuesta inflamatoria en nuestro cuerpo. Ya sé que tengo pendiente contarte todo sobre la inflamación, pero por el momento basta saber que es algo muy malo para la salud (y para la línea) y que hay que evitarlo.

Pues bueno, en el estudio los investigadores observaron que cuando la gente tomaba refrescos azucarados durante las comidas abundantes, la respuesta inflamatoria se veía aumentada enormemente (no tomes refrescos, son lo peor que existe...).

Cuando la gente toma agua con sus comidas abundantes, la respuesta inflamatoria es menor comparada con la de cuando lo hacen con refrescos. Pero uno una tercera medida que mostró los mejores resultados.

Cuando la gente toma zumo de naranja natural (recién expremido y sin azúcar) con sus comidas abundantes, la respuesta inflamatoria es mucho más ligera.

Aparentemente la ventaja del zumo de naranja incluso sobre el agua es debida a unas sustancias llamadas bioflavonoides cítricos, unos antioxidantes bien potentes que se encuentran en las naranjas.

Esta ventaja la obtendrás únicamente comiendo la naranja entera o tomando el zumo recién exprimido, pues la mayoría de los antioxidantes (de las naranjas y de cualquier alimento) se degradan con el procesamiento (como en el caso del zumo industrial).

Por cierto, si quieres saber más sobre los antioxidantes, visita mi lens: Frutas Antioxidantes.

Truco No. 4: Toma esto después de la comida


El último truco que quiero contarte hoy también lo vi en realAge.com, en otro artículo en el que hablan del efecto que tiene el café en los niveles de azúcar después de una comilona fuera de dieta.

Aunque se trató de un estudio pequeño, vale la pena tomar en cuenta el resultado. Los investigadores observaron que las personas que se tomaron un cafecito después de haber consumido el equivalente a una gran cantidad de comida chatarra (rica en grasas trans y en harinas - es decir, azúcares) mostraron niveles de azúcar en la sangre el doble de altos que quienes no tomaron el café. El efecto se observó incluso tomando el café algunas horas luego de la comida.

No se sabe a qué se debe el efecto observado, pero la moraleja es simple: si tomas café después de una comida fuera de dieta, es más probable que almacenes la grasa y que aumentes tu riesgo de contraer diabetes (por desarrollar resistencia a la insulina).

En estos casos, es preferible sólo tomar agua pura y sabrosa, o una infusión (té no, porque contiene cafeína al igual que el café).

Sacando esa situación especial, en general tomar café es bastante saludable. Aquí te paso un artículo de mi amigo Harry de CuerpoArmonioso.com en el que habla sobre el hecho de tomar (o no tomar) café: Beber café ¿es malo para la salud?.

¿Tú qué haces cuando te sales de la dieta?


No se vale quejarse ni echarse a morir, ni sentir que se va a acabar el mundo y hay que comerse toda la comida que quede!!!

Aunque sí que nos entra muchas veces la culpabilidad cuando comemos fuera de dieta (sobretodo si lo hacemos de forma no planificada), casi siempre se nos ocurre (o nos cuentan) algún truquillo para tratar de "deshacer" el daño.

¿Cuál (o cuáles) conoces tú? Cuéntanos en los comentarios :)

(Ah, y ¡feliz fin de semana!)

ATENCIÓN: Este blog se encuentra cerrado desde abril de 2012, y el contenido está desactualizado. Para recibir los artículos actualizados, visita la nueva dirección en www.minuevadieta.com, o apúntate a continuación para enviártelos directamente a tu correo electrónico: